12 de junio Día Mundial contra el Trabajo Infantil

281

Como todos los años el 12 de junio se le dice NO al Trabajo Infantil, haciendo referencia a esta forma de injusticia social que es el trabajo de niños, niñas y adolescentes. Es solo un día, pero debe ser motivo de reflexión permanente durante todos los días para no naturalizar un flagelo que afecta a menores y que muchas veces se ve o se considera como habitual que niños/niñas acompañen a su familia en una dura jornada laboral en las cosechas, en hornos de ladrillos, en criaderos, vendiendo, etc, se dice “es cultural”, “se enseña el valor del trabajo”, “es necesario para la subsistencia familiar”.

No es natural, no es justo, efectivamente la erradicación del trabajo infantil debe entenderse en el marco de los Derechos Humanos y la justicia social.

Los Derechos Humanos, inherentes a todas las personas, sin distinción de ninguna clase, integrales y universales, adquieren una magnitud aún más profunda tratándose de niños, niñas y adolescentes, en su carácter de fundamentales para el desarrollo integral y pleno de la infancia.

La justicia social se basa en la igualdad de derechos para todos los seres humanos, donde se acceda a los mismos en una construcción plural e inclusiva.

En el marco legal es fundamental considerando a los niños, niñas y adolescentes como SUJETOS de derechos, desde la Constitución Nacional, La Convención Internacional sobre los Derechos del Niño/a, La ley de Protección de Derechos de los niños/as, La ley Nacional que prohíbe el trabajo Infantil y regula el trabajo adolescente y todos los Convenios y resoluciones de la OIT, que nuestro país adhiere, como así también las Comisiones Provincial y Nacional para la erradicación del Trabajo Infantil.

Todas las normas y herramientas jurídicas deben ser la base para abordar esta problemática, a la vez de la garantía que la educación debe brindar como derecho universal, con la responsabilidad fundamental, indelegable del Estado, junto a una voluntad política, con la asignación de recursos necesarios.

En este momento en el Congreso Nacional se encuentra en Comisiones un proyecto de Ley para que las empresas yerbateras del país produzcan y vendan yerba LIBRE DE TRABAJO INFANTIL. Cuesta entender por qué aún dicha ley no ha sido aprobada.

Para prevenir el trabajo infantil y que nuestros niños, niñas y adolescentes gocen de sus derechos y los mismos no sean vulnerados, se requieren acciones conjuntas de organismos gubernamentales, organizaciones sindicales, empresariales, de derechos humanos, la Cultura, el Arte, el Deporte.

Se deben generar soluciones integrales de apoyo, ayuda a niños, niñas, adolescentes y a sus familias.

El Trabajo Infantil impide el ejercicio pleno de derechos…

Hace pocos días, la noticia del aumento del Trabajo infantil producto de la crisis económica y social generó cierta conmoción en los medios y en la sociedad. Sin embargo, es sabido que en momentos como los que atravesamos, con políticas regresivas, de ajuste en contra de la mayoría del pueblo y sobre todo de los que menos tienen, el flagelo del Trabajo Infantil se visibiliza aún más. Y tiene una lógica que es tan dolorosa con el hecho de robarle la infancia a los chicos: la inseguridad alimentaria. Cuando hay hambre, las estrategias de supervivencia de las familias también incluyen a los niños y niñas.

Entonces no quedan dudas de que hay que hacer un recorrido largo para erradicar el Trabajo Infantil. La normativa es necesaria pero más necesario es exigir decisiones políticas que no hipotequen más la infancia y la juventud de miles de argentinos.

ARACELI SIVORI


Información enviada y compartida a la Comunidad InfoBrandsen | info@infobrandsen.com.ar

Calificá esta Publicación.
Please wait...

Comentarios Facebook

DEJA UNA RESPUESTA

Por Favor, deje su comentario!
Please enter your name here