Renuncio Alejandro Ambrossini como director del Hospital y también dimitió Johao Quartas, el médico al que le habían falsificado el sello. Son los remezones de un pequeño cismo que fue eclipsado cuando entró a escena el Coronavirus. Desde la Comuna anunciaron que en el sumario que se está instruyendo ya prestaron declaración los profesionales involucrados en ese lamentable hecho, pero aún no lo hizo la empleada que habría utilizado el falso sello de Quartas para otorgarle licencia a un familiar. El Municipio por supuesto aspira a que el tema se vaya diluyendo, aunque estas renuncias por supuesto no ayudan a enfriar la situación.

Ambrossini sólo renunció al cargo de director del nosocomio. Seguirá integrando la planta permanente en un lugar aún no elegido. Habría preferido salir un poco de escena y poner distancia con un cargo que lo tenía demasiado absorbido. Aunque muchos creen que se va, no por nada lejano, sino por una pelea muy próxima. También se supo que por ahora la Municipalidad no designará a nadie en su lugar.

Todo este asunto había tenido lógico eco en el Concejo Deliberante, que en su anunciada, pero al final frustrada sesión del lunes (en una página de interior se anuncia el orden del día, pero después se dio por suspendida), tenía como punto principal una propuesta del bloque justicialista: interpelar a Pablo Costela, secretario de Salud. Sin duda lo del Coronavirus le permitió al oficialismo postergar la sesión y poder zafar de una situación al menos incómoda. Los pormenores de un enfrentamiento que tanto dio que hablar y que hasta ahora han generado dos dimisiones, podría haber desencadenado un debate ingrato para un funcionario que seguramente prefiere seguir de cerca el Coronavirus antes que responder a las preguntas del bloque opositor.

Se sabe que Costela y el subsecretario Gil han puesto su renuncia a consideración del Intendente, que al parecer antes de decidir prefiere ver los resultados del sumario. En la oposición aseguran que, según había trascendido, el bloque oficial no le dará luz verde a una interpelación que al menos permitiría mantener en escena a ese sello trucho.

QUARTAS RENUNCIÓ “PORQUE ME HOSTIGABAN”

“No podía seguir con este hostigamiento”. Estas son palabras de Johao Quartas Espinosa, el médico colombiano que la semana pasada denunció al secretario de Salud, Pablo Costela, y al encargado del SAMO, Cristian Fernández, de falsificar su sello profesional durante varios meses.

Johao presentó su renuncia en la mañana del miércoles 11, “y no volveré a trabajar en Brandsen mientras Costela, Fernández y Gil sigan ahí”, dijo.

Lo curioso del caso es que al supuesto hostigamiento se sumó Guillermo Gil, quien la semana pasada había estado “de su lado”; “intentó colocarme en discordia con uno de los médicos con los que hacía guardia, entonces no vale la pena seguir porque no quiero tolerar más ese trato”, confesó el profesional.

A Quartas Espinosa lo convocaron el viernes pasado en la Municipalidad “para que el diera mi versión de lo sucedido y el jueves me enviaron una citación para ver si les podía aportar las pruebas”, agregó el profesional, quien renunció junto a otra doctora el miércoles –N de la R: Victoria Durac- “y hay tres o cuatro más que lo harán a fin de mes”, afirmó.

A propósito, Durac le dijo al portal Minuto.com, que “no me convencían las condiciones laborales, esto no daba para más. Y no fue solo nuestra renuncia, además, presentó su renuncia, como director del Hospital, que era el único que defendía a los médicos y quien se había ofrecido a acompañar a Johao a denunciar cuando se destapó lo de las firmas y sellos truchos”.

TRIBUNA trató de contactarse con Ambrossini, pero no logró su cometido.

“ME FELICITARON”

Todo cambió después de la denuncia; “me empezaron a tratar de otra manera, a hostigarme. No como antes de la denuncia que tenían para conmigo un amiguismo falso, con miedo, para que no diga nada de lo que había pasado”, agregó Johao, a quien, según dijo, intentaron culpar de distintas cosas que habían pasado “en guardias en las que no estaba”.

En el hospital, dice el médico, “no hay autoridad. Después de la denuncia tuve una gran repercusión y apoyo tanto de los pacientes como de los mismos profesionales; hasta me felicitaron por haber tenido el coraje de decir lo que muchos callan”, manifestó.


Información compartida a la Comunidad InfoBrandsen
WhatsApp: 2223508499
Envianos un mail a: info@infobrandsen.com.ar
Seguinos en Instagram: InfoBrandsen
Seguinos en FaceBook: InfoBrandsen
Seguinos en Twitter: @InfoBrandsen

Comentarios Facebook

DEJA UNA RESPUESTA

Por Favor, deje su comentario!
Please enter your name here