Publicó: Clarín

Hay dos detenidos. Habían pedido 4 mil por levantar una clausura y 25 mil para “evitar robos” a una cervecería.

Primero, le clausuraron la cervecería después de una denuncia por ruidos molestos. Y luego apareció una solución poco convencional: dos supuestos inspectores propusieron a los dueños del local pagar 4 mil pesos para levantar el acta.

No sólo eso: en el mismo acto reclamaron entre 20 y 25 mil pesos por «protección». El concepto incluiría evitar actos de robo y vandalismo y también eludir futuras infracciones municipales

Los falsos agentes municipales fueron detenidos mientras concretaban la operación. Aunque, según trascendió, uno de ellos aparece como contratado en un ámbito de la Municipalidad de La Plata, pero no pertenece al área de inspecciones. Ocurrió este fin de semana en un bar de diagonal 78 esquina 10, en pleno centro de la capital bonaerense.

Cuando los comerciantes recibieron el pedido extorsivo se comunicaron con la dirección de Control Urbano de la Municipalidad de La Plata, organismo que tiene a su cargo el control de las normas para el funcionamiento de esos comercios. La cervecería había sido multada en forma «legal». O sea, quienes hicieron ese procedimiento actuaron conforme a derecho.

A partir de ese momento, intervino la Justicia penal y se convocó a personal de la DDI de La Plata. Por orden judicial se dispuso un operativo de simulación para desarmar la maniobra delictiva.

Para lograr la detención, oficiales «verdaderos» se hicieron pasar por clientes y esperaron que se registrara el intercambio con los dueños. Eso fue el viernes cerca de la medianoche.

Después de acercarse hasta el sector de las cajas y hablar con uno de los propietarios, los agentes truchos se fueron y los detuvieron. Fuentes policiales dijeron a Clarín que se trata de Carlos Matías Cancela y Gustavo Emanuel Coria.

Entre la documentación secuestrada en el procedimiento había formularios con membretes municipales y otra documentación. «Desconocemos cómo era el modo de actuar de estos falsos inspectores. No sabemos si hacían inteligencia para saber qué locales se clausuraban o si tenían algún vinculo con alguien del área de Control Urbano«, explicó uno de los investigadores.

Tampoco hay registros de episodios similares ocurridos con otros comerciantes. «Se actuó rápido y de manera eficaz. Al momento de recibir la denuncia del local, se pidió la intervención de la Justicia y se puso a disposición todo el personal para lograr desbaratar la maniobra», agregaron en la Municipalidad.

La Plata.  Corresponsalía.

Publicó: Clarín


Comunidad InfoBrandsen
info@infobrandsen.com.ar
Seguinos en FaceBook: InfoBrandsen
Seguinos en Twitter: @InfoBrandsen

Calificá esta Publicación.
Please wait...

Comentarios Facebook

DEJA UNA RESPUESTA

Por Favor, deje su comentario!
Please enter your name here